Llaman a la Renovación Tecnológica como respuesta de la Movilidad ante la Nueva Normalidad

Nota_Banner post webinar Julio 2020-23-25

Especialistas de México y Chile participaron en el primer Webinar de la AMTM y hablaron sobre la tecnología como respuesta ante las nuevas necesidades de moverse en las ciudades del país.

Ciudad de México a 1 de julio de 2020

La adaptación de nuevas tecnologías para el transporte público, así como el desarrollo de programas y medidas que garanticen la seguridad de los usuarios son algunas de las nuevas necesidades que el transporte público debe desarrollar en esta Nueva Normalidad.

Esas fueron algunas de las conclusiones que se tuvieron durante el primer webinar de la Asociación Mexicana de Transporte y Movilidad (AMTM) titulado Tecnologías y Plataformas en la Nueva Normalidad, en la que participaron Jorge Suárez, Director de ENGIE; Eugenio Riveroll, Director de SIN TRÁFICO; y Lluís Vidal, Head of strategy de TRANSDEV.

De acuerdo con Vidal, una de las tendencias después de la Pandemia es que la movilidad se volverá hacia los vehículos privados, pues si tiene un estigma de que el transporte público es uno de los focos de contagio, por lo que los usuarios preferirán viajar solos.

Esta situación, definieron los especialistas, pondrá en jaque a las ciudades pues la infraestructura no está preparada para un aumento desmedido del número de viajes en vehículos privados, por lo que la respuesta ante este fenómeno debe ser de acompañamiento, adaptación de nuevas tecnologías y campañas para quitar el estigma del que el transporte público es peligroso.

Por otro lado, Eugenio Riveroll, expresó que los cambios en la movilidad y su adaptabilidad a las nuevas necesidades que implica esta etapa post pandemia serán más fáciles de implementar gracias a la tecnología, pues ahora en términos de medición de resultados, operación de las modificaciones y datas de impacto estarán disponibles casi en tiempo real, lo que permitirá a los gobiernos tomar decisiones con mayor facilidad y rapidez.

Por otro lado, Jorge Suárez hizo una reflexión sobre cómo deben financiarse las empresas de transporte para adquirir nuevas unidades o sustituir las que ya tienen, pues lo que la pandemia dejó en claro -con reducciones en la movilidad de hasta el 65 por ciento en todas las ciudades del País- es que los empresarios del transporte no pueden basar esos créditos tarifas, subsidios por parte del Gobierno u otras opciones que se vean afectadas por la reducción de usuarios.

Al menos en la Ciudad de México, mencionó el especialista, el empresario del transporte tuvo que soportar estar reducciones, lo que le imposibilita -a mediano plazo- la posibilidad de renovarse y brindar un servicio de transporte más eficiente y que cumpla con las nuevas características que implique la Nueva Normalidad.

Es por eso, que las opciones, concluyeron los especialistas, son el desarrollo de soluciones tecnológicas, acompañadas de buenos equipos de trabajo que las operen, con financiamientos sólidos y el apoyo de los gobiernos, pues de otra manera se complicará la viabilidad del transporte público en las principales ciudades del país.